Halt and Catch Fire (T2)

The world we live in now is going to look like Stone Age (…). The physical world is dead. A pathway is being built. A way out, into a world of pure information. A shared consciousness. The future is bearing down on us like freight train and nobody sees it”

Este lúcido monólogo de un frustrado Joe MacMillan poseído por el éxtasis condensa la identidad de Halt and Catch Fire en unas pocas líneas. Ésta es la avanzadilla al futuro, el progreso hecho serie. Si la primera temporada dirigía su mirada hacia la construcción del primer ordenador portátil del mercado, ahora Cantwell y Rogers dan un giro de ciento ochenta grados al transformar los beneficios de la comunicación en línea en el meollo de la cuestión. Ya se sabe, la tecnología marcha a paso de gigante y no espera a aquellos que quedan rezagados. Es por eso que Mutiny, la empresa dirigida con más pena que gloria por Cameron, deberá entrar en el juego sucio que emplean sus competidores, aunque mayoritariamente serán víctimas de virus, boicots y empresarios codiciosos.

Suerte tiene la programadora de contar entre sus filas con Donna, excesivamente abnegada tanto en el terreno personal como en el profesional. No solo salva los muebles a cada contratiempo, sino que demuestra una paciencia infinita en el trato con su socia. Sin duda, la gestión del negocio común debía ser una fuente de conflicto, pero de ahí a convertir a Cameron en una niñata inmadura, egocéntrica, caprichosa y visceral hay un trecho. Es una bomba de relojería a punto de estallar, pero sus compañeros aguantan estoicamente porque tiene un talento singular. Ella no es el único personaje que sufre una mutación de este calibre, pues mientras las mujeres ocupan su puesto de empresarias triunfadoras, ellos quedan relegados a la condición de loosers. Gordon “el pupas” está desaprovechado en una trama personal cuya única función es poner de manifiesto la discordia que existe en su matrimonio con Donna. A Joe, por su lado, le queríamos por su fanfarronería y desparpajo, por su carácter jactancioso y pagado de sí mismo. Este espíritu libre, sin embargo, está simbólicamente castrado por su afán de querer llevar una vida convencional. Por último, John Bosworth no hace más que pulular de un lado para otro sin acabar de echar raíces.

Así pues, la trama va dando rodeos y los personajes tumbos, pero esa falta de dirección probablemente intencionada no es, bajo ningún concepto, aplicable a la calidad técnica de la serie. En la finura del rodaje y el montaje, así como en la participación activa que requiere del espectador, se revela la aspiración a ser la nueva ficción favorita de la crítica tras el vacío que han dejado Breaking Bad y Mad Men. Y es que, admitámoslo, a los “seriéfilos de pro” les encantan las historias algo pedantes como Halt and Catch Fire, para el entendimiento de cuyos términos es necesario recurrir al Vademécum de la informática. En este sentido, su segunda temporada es un desafío de lo más placentero en vistas de lo que está por venir en la década de los noventa. Mutiny da a luz a los juegos en línea, para los cuales la interacción entre usuarios es tan imprescindible que de ella nacerán los chats. También se discuten las nociones de copyright y ancho de banda, así como se observa la absorción de las pequeñas empresas engendradas en solitarios garajes por parte de multinacionales. El PC vive un descenso de los precios y los virus pueden hundir a empresas enteras en la miseria. Al fin y al cabo, Halt and Catch Fire es como Mutiny, avanza a trompicones pero el resultado final es siempre innovador y altamente superior a la media.

Valoración: ***

Puntuación: * (mala) ** (regular) *** (buena) **** (muy buena) / (media estrella)

Ficha

Año: 2015

Cadena: AMC

Creadores: Christopher Cantwell y Christopher C. Rogers

De qué va: Esta temporada empieza en 1985 y se centra en Mutiny, la nueva start-up creada por Cameron y Donna basada en la más perturbadora idea de la era moderna: Internet. Al mismo tiempo, Joe, Gordon y Bosworth quedarán atrapados en su propia ola ‘online’ y rehacer el panorama tecnológico que les rodea será un buen intento de sanar viejas heridas. Además, la estación explora la delgada línea que separa el genio del autoengaño, la fragilidad de la conexión humana y el deseo, especialmente en un mundo obsesionado por la tecnología, para dejar una marca significativa y hacer algo que realmente importe (www.amctv.es).

Tráiler: youtu.be/809Wnr_l7bw

Tema principal: “Still On Fire” de Trentemøller (https://youtu.be/Cd85t-ph7s4)

Reparto: Lee Pace, Scoot McNairy, Mackenzie Davis, Kerry Bishé, Toby Huss, August Emerson, Cooper Andrews, Nick Pupo, Gabriel Manak, Joshua Hoover, Aleksa Palladino, Mark O’Brien, J. Elijah Cho, James Cromwell.

Oficial: http://www.amctv.es/series/halt-and-catch-fire

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s